Categorías
seguros de autos

¿Puedo asegurar un auto sin ser el titular? Te decimos cómo

¿Puedo asegurar un auto sin ser el titular?

Si alguna vez te has hecho la pregunta ¿Puedo asegurar un auto sin ser el titular? y como tal no has logrado responder el cuestionamiento, este artículo es para ti. En México sí es posible contratar un seguro de auto con el nombre de otra persona. Aunque es necesario cumplir con algunos requisitos y tomar en cuenta varios puntos.

Cuando hablamos de utilizar el nombre de otro individuo es importante entender que también se transfieren responsabilidades y obligaciones; es decir, todas las acciones van a repercutir en nuestra persona o en la que decida nombrarse como asegurado.

Esta posibilidad de transición en la firma de una póliza de seguro puede representar ventajas y desventajas, según la percepción de los usuarios. Por ello, es de suma importancia entender cómo funciona, si hay cambios en su aplicación en comparación con las coberturas convencionales y qué medidas tomar.

Poner el seguro de un auto a nombre de otro individuo es una práctica más común de lo que se cree, sólo que no siempre se da bajo las mismas condiciones y con los mismos fines. En algunos casos se hace porque no se cuenta con el rango de edad establecido, se carece de estabilidad económica, por negocios o por cuestiones familiares.

¿Es legal hacer el cambio de nombre en una póliza de seguro?

Si te preocupa la respuesta que se le da a la pregunta ¿puedo asegurar un auto sin ser el titular? no esté sustentada ante las normas oficiales del país, no debes preocuparte porque existe la ley sobre el contrato de seguro; la cual se crea con la intención de procurar los derechos y obligaciones de un asegurado y una aseguradora. En ella se establece lo siguiente:

“El seguro podrá contratarse por cuenta propia o por cuenta de otro, con o sin la designación de la persona del tercero asegurado. En caso de duda, se presumirá que el contratante obra por cuenta propia.”

Con este respaldo jurídico ya no debes estar angustiado por incurrir en la ley o actuar de forma errónea. Por el contrario, lo que te sugerimos es informarte sobre todos los aspectos que involucra dicho procedimiento, identificar si tienes dudas y buscar los medios para resolverlas.

Pese a que en este texto se presentan datos importantes, siempre es viable verificarlos con la aseguradora que desea contratar, ya que en ocasiones las empresas adoptan condicionamientos específicos de acuerdo a sus políticas.

¿Cuándo contratar un seguro de auto a nombre de otra persona?

No se conoce registro de un documento oficial y general donde se establezcan las situaciones posibles para asegurar un auto sin ser el titular. Pero para que tengas un panorama de cuándo puedes recurrir a esta opción te presentamos las circunstancias más comunes.

Personas menores de 25 o 18 años de edad.

La primera situación que se da dentro de las compañías de seguros es cuando una persona es menor de 25 años. Usualmente los conductores deciden pedir ayuda a una persona mayor para solicitar el seguro de su auto, ésto porque está comprobado que las coberturas dirigidas a jóvenes son más caros.

En las estadísticas de accidentes viales obtenidas de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS) y el Instituto Nacional de Salud Pública (INSP) revelan que del número total de accidentes de tránsito que acontecen en el país, un porcentaje se centra en la comunidad jóven. Aproximadamente, 22 jóvenes, de entre 15 y 29 años, pierden la vida al día.

Con las cifras expuestas se entiende que el índice de vulnerabilidad de las personas mayores a 25 años de edad es menor. De modo que las compañías de seguros reducen su costo, pero los elevan un poco cuando se trata de adolescentes.

Dentro de esta clasificación también se ubica a las personas menores de 18 años de edad; las cuales, pueden tramitar permisos para conducir pero que no se les permite adquirir una póliza de seguro debido a no tener la mayoría de edad para cumplir con una responsabilidad económica, civil y hasta legal de ese tipo.

Personas adultas mayores de 70 años de edad. La segunda situación común donde las personas se preguntan si pueden asegurar su auto es ser titular es cuando no cumplen con el rango de edad establecido por las mismas compañías de seguros.

Las aseguradoras pueden limitar la contratación de sus servicios y productos a personas mayores de 70 años, de modo que se recurre a individuos menores para ayudar a adquirir un seguro de auto.

¿Quién tiene que ser el titular del seguro del coche?

Como titular se entiende a la persona física o moral cuyo nombre aparece en la carátula de la póliza de seguro. Podemos decir que es el principal beneficiario y responsable de la cobertura contratada. Por ende, será el personaje principal en el cumplimiento de la misma, pues sus datos personales quedarán registrados.

Cuando una persona adquiere un automóvil sabe que por ley debe contratar un seguro obligatorio de Responsabilidad Civil. Por lo que iniciará con su proceso de contratación, como parte de él evaluará las opciones disponibles y sus características para identificar cuál es la cobertura que le conviene y bajo qué términos adquirirla.

A diferencia de lo que se podría pensar, el titular de un seguro de auto no siempre es el propietario del vehículo. Pues como se explicó en apartados arriba, puede que no se cuenten con los requisitos de la aseguradora o simplemente se decida cambiar el nombre.

¿Cómo funciona la contratación de un seguro de auto con otro nombre?

Para entender por qué la respuesta a la pregunta ¿puedo asegurar un auto sin ser el titular ? es sí, debes entender que en la contratación se involucran ciertos personajes que adquieren características particulares.

Uno de ellos es el Tomador de seguros, también conocido como contratante o titular de la póliza de seguro. Esta persona es quien firma el contrato con una compañía de seguros y por ende, es el responsable de cumplir con todas las cláusulas escritas en el documento. La más importante cubrir la prima.

El segundo personaje es el propietario o titular del auto. No lo confundas con el titular de la póliza. El primero es quien es reconocido legalmente como el dueño de la unidad. Además, es el encargado de tener en orden los papeles de circulación del auto y por ende, asegurarlo.

El último personaje es el conductor principal, el sujeto que utilizará el auto en mayor medida.

Existe la posibilidad de que los tres personajes sean la misma persona.

¿Puedo asegurar un auto sin ser el titular? Ventajas y desventajas

Contratar un seguro de auto sin ser el titular es un proceso que requiere de análisis para determinar si es la mejor opción. Para ello, se puede solicitar la ayuda de un profesional en el tema como los Agentes de Seguros. También puedes hacerlo de manera independiente, según sean tus posibilidades e intereses.

Con el objetivo de ayudarte a tomar una decisión te compartimos algunas situaciones que se pueden ver como ventajas y desventajas. Aunque todas están sujetas a las condiciones que establezca la aseguradora y los convenios entre las partes involucradas.

Reducción de precio. Una de las ventajas que se pueden adquirir al contratar un seguro sin ser el titular es el ahorro en un seguro de auto. Por ejemplo, si se es padre de familia y se desea cuidar el bienestar de un hijo y su patrimonio puede ser una excelente opción.

Es posible utilizar el nombre del padre de familia e invertir una cantidad menor, si la comparamos con un seguro de un adulto mayor.

Responsabilidad Absoluta. Recordemos que un seguro de auto también involucra un grado de responsabilidad alto. Si bien representa un apoyo durante los viajes de carretera, caminos y cualquier destino, siempre demanda ciertas condiciones para cumplirse.

Por ejemplo, se sabe que las aseguradoras no responden ante situaciones que hayan sido originadas por actos delictivos o por el uso de una sustancia nociva, de modo que si fungimos como titulares debemos ser cuidadosos de que los conductores del auto asegurado eviten ese tipo de situaciones.

Otra situación que se puede dar es que el auto asegurado sufra Robo Total o se declare Pérdida Total, de modo que como titular del seguro, aunque no seas conductor, deberás pagar un deducible que puede representar el 10% del valor del vehículo.

Las ventajas y desventajas pueden cambiar; esto depende de la relación que se dé entre los involucrados.

¿Qué pasa si tengo un accidente y no soy titular del seguro?

Si por alguna razón llegas a experimentar un accidente como conductor pero no eres el titular de la póliza de seguro debes saber que existe la posibilidad de ser beneficiario, siempre y cuando no se incurra en una de las condiciones y términos del contrato.

Es fundamental realizar el reporte del siniestro a través de los canales de comunicación de la compañía y seguir las instrucciones.

Consejos para contratar un seguro de auto sin ser el titular

Para que puedas viajar o uno de tus familiares, en un vehículo, sin preocupaciones de seguridad te compartimos algunos consejos para contratar un seguro de auto sin ser el titular.

  1. Pregunta a la compañía, con la que planees contratar la póliza de seguro, por las opciones disponibles. Puede que en algunas no se dé esa opción pero siempre es mejor ser sinceros, ya que en caso de accidente pueden negarse a responder.
  2. Compara y cotiza al menos tres opciones antes de contratar; así encontrarás la mejor opción. Te sugerimos OnlineSeguros.mx.
  3. Solicita la asesoría de un Agente de Seguros.
  4. Verifica que la compañía que elijas se encuentre regularizada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *